LA FOTO DEL DIA (… O QUIZÁS DEL AÑO?)
Junio 2, 2008
salida clandestina = miercoles 04 de Junio de 2008
Junio 3, 2008

Guadaiza

La vereita os propone una ruta muy interesante. Por un lado por los sitios por los que se transita y por otro por ofrecer múltiples cruces y variantes para otras posibles rutas. La Idea es salir de Marbella, atravesar la Sierra de las Apretaderas, salir a carril de Castaño Santo, para inmediatamente bajar al cauce del Río Guadaiza, subir la ladera de la sierra Palmitera, para salir por la carretera de Ronda.

Saliendo de Marbella y llegando a la Colonia del Ángel seguimos hacia el Norte en dirección del Aloha Golf. Al final de una pronunciada cuesta, nos desviamos a la derecha, y pasamos al lado de la Urbanización Los Pinos de Aloha Golf, dejando a la izquierda los terrenos de mantenimiento del campo del golf.

Allí nos encontramos el cartel de la obras de la Puerta Verde. Ahora solo hay que seguir el camino. Si lo hacemos sin tomar ningún desvío nos encontraremos con rampas muy duras, siempre se pueden tomar alternativas, siempre a la derecha, que harán mas suave el camino y que tras rodear las lomas nos devuelven al camino principal.

A la derecha nos encontraremos obras civiles espectaculares como el puente de la autopista sobre el cauce del Río Verde.
A la izquierda el Lago de la Tortugas.
El camino conecta con el que sube del Lago de la Tortugas y tras una dura rampa termina en lo que se conoce como Puerto Romero. Desde donde se divisa la entrada a la Finca los Rincones. Si subimos por la izquierda llegaremos a terrenos de Salvador Ortega y luego al embovedado cauce del Arroyo de Benévola y si seguimos por el camino de la derecha, dirección al pantano, nos adentraremos en territorio de nuestro buen amigo Pedro el Matulo, para seguir subiendo la Sierra de las Apretaderas y conectar con el carril del Castaño Santo.


Vistas del pantano de la Conepción desde la subida de las Apretaderas. Vistas de la Sierra Palmitera, destino de nuesta ruta, desde el helipuerto en el final de la subida.
Una vez en carril del Castaño Santo y pisándolo sólo en centenar de metros llegamos a la zona conocida como el Meliche. A pocos metros y junto a un cartel de limitación de velocidad, el desvío que baja al Arroyo del Hoyo del Bote y a Istán y hacia arriba sigue el carril del Castaño Santo. Tomamos el carril que sube un poco a la izquierda para internarnos en una de las zonas mas frondosas y espectaculares de nuestras sierras.


En una primera zona de transición no encontramos con algunos invitados en nuestro paisaje, Agave Americano (Pitas), Eucaliptos y manchas de pino negral. Las Jaras pringosas (Cistus Ladanifer) acaparan todo lo que pueden, señal del deterioro de degradación de esta zona. Poco a poco nos vamos asomando a la utentica selva Mediterránea. Bajo los picos de Castillejos de los Negros y Encinetas los vastos pinares que formaron parte de la gran finca La Resinera. En la vertiente que bajamos, mucho más umbria hay un fabuloso alcornocal-quejigal, donde según nuestro amigo Jesus Juan abunda el Corzo.

Cuando comienza la bajada nos internamos en un mágico bosque, donde impresiona el silencio reinante que solo se interrumpe al final de la bajada con el rumor de agua, que nos anuncia que el Gaudaiza ya esta cerca.
Otro punto de interes del camino. Poco antes de llegar al río no encontramos con el desvío del “Carril de la Maquina”. Otra magnifica ruta donde el Bosque Mediterráneo se nos presenta con toda su impresionante belleza.
Sin tomar el desvío se baja al río y se busca la manera de vadearlo. Para mi fue una ocasión extraordinaria para quitarle a los zapatos un poco de barro de Ronda.

Ahora toca subir sólo lo espectacular del decorado ayuda a superar el desnivel y estado del carril. A medida que subimos cambiamos Alcornoques y Quejigos por pino y la Jaras se convierten otra vez en las reinas de paisaje.
Al final de la subida nos encontramos con una cabreiza. Especial cuidado en esta zona sobre todo en épocas de calor. La presencia de cabras y cerdos hace que abunden las temidas moscas de caballo y otros insectos con lo que te puedes volver a casa con unas buenas ronchas.

Aunque uno salga solo, el campo siempre ofrece oportunidades para acordarse de los compañeros de salida de la Vereita.

Una vez en la cabreriza, si seguimos por la derecha llegaremos a otro sitio mágico de la sierra “El Daidín”, si seguimos a la izquierda llegaremos a la carretera de Ronda.
Un amable poyete se ofrece a sacarme una foto justo en la carretera de Ronda.
Ya bajando por la carretera de Ronda, y justo pasado la urbanización La Heredia, saltando el quitamiedos y por un agujero en la valla pasamos a la Urbanización La Quinta para volver a Marbella, por urbanizaciones.

El Perfil

El mapa
Bajate el archivo para GoogleEarth.

3 Comments

  1. Anonymous dice:

    el apartado de recuerdos ha estado muy agudo monstro jajajaja

  2. Felicidades por la crónica, maestro.

    Y luego no quieres que te llamemos el LLanero Solitario…

    Te vamos a tener que regalar un Mega-Flash de tu querido Lidl para las primeras fotos de tus escapadas (son nocturmas…)

    Por curiosidad ¿ a qué hora te echaste al monte ???

    Nos vemos en la verea
    JC

  3. Luisi-on dice:

    Con las claras del dia ( osea a eso de las 6:30 por lo menos).
    El llanero solitario no tiene horas estipuladas.

    Salu2. aadios.

    Luisi-on.

Deja un comentario